Cannelés, auténtica receta de pastelitos franceses

enero 09, 2020

3 Comentarios

Estos pastelitos franceses llamados Cannelés son uno de mis caprichos desde siempre. Los compraba en San Juan de Luz, cuando íbamos a pasar el día. Su origen está en la preciosa ciudad de Burdeos pero es habitual encontrarlos en Francia.

Hacerlos en casa es un proceso fácil y muy entretenido para quienes disfrutamos con la cocina y la repostería. Hay que pensar que tienen que reposar un día en el frigorífico, por lo demás seguir los pasos de la receta son bien sencillos y el resultado espectacular de bonito.

Con el cambio de hora llegan las tardes largas y oscuras pero a la vez maravillosas para disfrutar de un café y estos pastelitos con buena compañía o un buen libro.

 

Moldes antiadherentes para cannelés De Buyer, cucharón de acero inoxidable De Buyer  y jarra de cristal Luigi Bormioli

Ingredientes:

  • 500 ml de leche entrera
  • 1 huevo y 2 yemas de huevo
  • 140 g de harina de fuerza
  • 240 g de azúcar
  • 25 g de mantequilla
  • 50 ml de ron añejo
  • 1 vaina de vainilla

Preparación:

  1. Abrimos la vaina de vainilla longitudinalmente con la ayuda de un cuchillo y raspamos su interior para obtener las semillas.
  2. En un cazo a fuego medio vertemos la leche, el ron, la mantequilla y las semillas de vainilla. Cuando empiece a hervir separamos del fuego y dejamos templar.
  3. En un bol grande ponemos el azúcar, el huevo y las yemas y con unas varillasbatimos unos minutos hasta que la mezcla blanquee.
  4. Añadimos la harina poco a poco al bol, removiendo con una cuchara de madera hasta integrarla por completo.
  5. A continuación vertemos lentamente la mezcla de leche, vainilla y ron mientras removemos. Nos tiene que quedar una masa parecida a la de los crêpes.
  6. Dejamos en el frigorífico un mínimo de 24 horas.
  7. Engrasamos con spray los moldes de cannelés y vertemos la masa dejando un poco de margen antes del borde.
  8. Introducimos los moldes en el congelador con la masa unos 20 minutos mientras ponemos el horno a calentar a 230º.
  9. Horneamos los cannelés unos 10 minutos a 230º y luego 50 minutos a 180º.

 

Cuchillo de cocina Pallarès con mango de Boj, plato de porcelana Caractère Revol, moldes antiadherentes para cannelés De Buyer y Ramquín de porcelana nº9 Laura Ashley

Puedes servirlos tal cual los desmoldas, son delicados y deliciosos. Si quieres, aparte de servirlos con el café, el desayuno o la merienda, son también una opción maravillosa como postre. Acompañarlos con chocolate derretido o un baño de crema inglesa puede ser una buena opción.

Unos pastelitos maravillosos también para aquellos que disfrutamos regalando nuestros propios dulces; por su belleza y su originalidad.

 

Autora de la receta: Beatriz de To Be Gourmet

3 Respuestas

Silvia

enero 12, 2020

Muy rico, pero tengo la misma pregunta. No lleva levadura?

Maite

enero 10, 2020

Hola. ¿Me podríais indicar cuántos salen con estas proporciones? Gracias

carmeta

enero 10, 2020

hola¡ como siempre precioso estilismo. Una pregunta, no lleva ningún tipo de levadura??

Dejar un comentario


Ver artículo completo

Bacalao al pilpil de membrillo a baja temperatura
Bacalao al pilpil de membrillo a baja temperatura

enero 19, 2020 1 Comentario

Hoy traemos una receta 5 estrellas michelin. Se trata de un bacalao al pilpil de membrillo que, de hecho, resulta facilísimo de hacer, pero el resultado es espectacular.
Ver artículo completo
Pastel de chocolate con aceite de oliva y ganache de chocolate
Pastel de chocolate con aceite de oliva y ganache de chocolate

enero 17, 2020

Hace mucho tiempo que descubrí que el cacao puro y el aceite funcionan muy bien. Personalmente me encantan los bizcochos hechos con mantequilla, pero el aceite de oliva da un sabor y una textura inigualables en los bizcochos hechos con cacao.
Ver artículo completo
Tarta de limón
Tarta de limón

enero 12, 2020 11 Comentarios

Hoy te traemos una tarta de limón algo especial: se trata de una tarta con base de masa quebrada y rellena con una mezcla parecida a flan con sabor de limón. El resultado de ello es una tarta cuajada con intenso sabor a limón.
Ver artículo completo

¡Apúntate y recibe tu libro de recetas gratis!