Wrap de falafel de berenjena con salsa de yogur

agosto 19, 2019

3 Comentarios

Recuerdo con cariño los años que trabajé en una tienda de falafel en la rambla de Barcelona. ¿Te cuesta creer que freír bolitas de falafel y patatas cuando fuera hace más de 30ºC, atendiendo a masas de turistas puede ser un buen recuerdo? Es cierto que a veces empezaba a odiar la humanidad entera empujando mi camino al trabajo a través de una masa de gente que, al contrario que yo, estaba de vacaciones, ocupada con sacarse selfies, tomar sangría y llevando sombreros mexicanos que por alguna extraña razón que aún se me escapa, asocian con España y que las tiendas de souvenirs se encargan de suplir.

Pero una vez en el espacio diminuto, sin oponer una resistencia inútil al dejarme impregnar del olor de grasa, poniendo a todo volumen música que me ayudaba a convertir cada movimiento rutinado en una especie de baile entre pinzas, pitas y patatas, estaba a gusto. Suma que entre compañeros del trabajo éramos como una gran família, enlaces siempre bien engrasados de aceite de girasol, nos identificábamos por este olor penetrante y después de ocho o nueve horas de trabajo aún no nos habíamos cansado tanto unas de otros como para no tener el deseo de compartir una cerveza en las calurosas noches barcelonesas, a las 3 de la madrugada cuando salíamos de detrás del delantal.

Y, la rambla, aparte de albergar la masa de turistas de comportamiento algo uniforme, también hace florecer la locura, especialmente por la noche. Y así recuerdo estar en la tienda, escuchando a los Beatles, sin ningún cliente, cuando entró una chica, cogió una silla a modo de guitarra imaginaria, empezó a bailar por la tienda, subiéndose a la barra ante nuestros ojos incrédulos, expectantes y divertidos, sólo para volver a dejar la silla en su sitio y salir sin una mirada más en cuanto se hubiera acabado la canción.

Pero aunque hubiera aguantado varios años en este trabajo, me cansé rápidamente de comer el siempre igual falafel cuyo aroma llevaba en la piel después de cada turno de trabajo. Hasta unos dos años después de dejar este trabajo para una beca de investigación en la universidad, no me apeteció volver a probar uno.

Sin embargo, envolver unas sabrosas albóndigas vegetales junto con verduras frescas y una salsa deliciosa es algo que no me podría cansar nunca. Comer un wrap así, con los dedos, es celebrar la vida y los sentidos. Y aquí os dejo la receta para uno bueno. Berenjenas asadas y champiñones dan un sabor intenso a las bolitas (sin ser fritas, en la sartén antiadherente de le Creuset se pueden hacer con muy poco aceite, sin que se peguen), y envueltos en una tortilla casera y con una buena porción de una salsa fresca de yogur con pepino, hierbas y limón, no querrás parar de comer.

 

Sartén antiadherente Le Creuset, molinillo de madera Le Creuset, sartén de hierro De Buyer

Notas

  • Aquí te estoy dando 3 recetas en una, siéntete con libertad de hacerlas por separado: puedes acompañar las albóndigas con ensalada en vez de comerlas tipo falafel, puedes rellenar las tortillas en forma de quesadilla o usar la salsa para acompañar lo que te de la gana. Deja las riendas sueltas a tu imaginación y ya nos contarás en los comentarios.
  • También puedes comprar tortillas de trigo si no te ves con ánimos de una comida laboriosa.
  • La receta da para muchas albóndigas, puedes guardar en la nevera o congelar las que sobren.
  • Es una receta ideal para hacer un poco de batch cooking. Aparte de que te sobrarán albóndigas, puedes preparar más cantidad de arroz para la siguiente comida. También puedes hacer más berenjena y champiñones asados para usar más adelante.

 

Ingredientes

Para las tortillas (wraps):

  • 285g (2 tazas) harina de trigo + más para extenderlas
  • 12g levadura fresca o medio sobre de levadura seca
  • ½ cucharada de polvo de hornear (levadura química)
  • ½ taza de agua
  • ¼ taza yogur griego
  • ½ cucharita de sal marina
  • 2 cucharadas de aceite de oliva

Para las “albóndigas”:

  • 1 taza de arroz integral o semi integral cocido
  • 1 taza de garbanzos cocidos
  • 1 Berenjena grande o dos pequeñas
  • 1 Bandeja (unos 300g) de champiñones
  • 3 dientes de ajo
  • 1 cucharada de salsa de soja
  • Un puñado de perejil
  • 1 cucharadita de comino
  • ½ cucharadita de canela
  • 3 cucharadas de aceite de oliva + más para freír
  • 180g de queso feta
  • Sal y pimienta

Para la salsa:

  • 1 taza de yogur griego
  • La ralladura y una cucharada de zumo de un limón ecológico
  • ½ pepino rallado
  • 1 cucharadita de sirope de arce
  • 1 puñado de menta fresca y albahaca (puedes sustituir por perejil o cilantro)
  • Sal y pimienta

Para acompañar:

  • Aguacate
  • Lechuga
  • Tomate
  • Pepina

 

Pinzas para hacer albóndigas de Kitchen Craft, cuchillo de hierro Pallarés y aceitera para condimentar Luigi  Bormioli

 

Elaboración

  1. Empieza con la masa para las tortillas. Pon la harina en un bol, añade la sal y la levadura química y mezcla.
  2. Haz un molde en el medio y echa la levadura, el yogur y el agua.
  3. Mezcla cuidadosamente con una cuchara de cocina o espátula, luego usa las manos para amasar.
  4. Añade el aceite y sigue amasando hasta obtener una bola homogénea y elástica.
  5. Deja reposar la masa por lo menos 1h (y un máximo de unas 12-18h) en la nevera. La masa sube igual, pero es más estable y más fácil de trabajar cuando sale de la nevera.
  6. Mientras, prepara la masa para las albóndigas. Precalienta el horno en modo grill.
  7. Corta la berenjena en dados de un 1cm, limpia y corta los champiñones en 4. Pon ambos, junto a los dientes de ajo sin pelar sobre una bandeja de horno, rocía con aceite de oliva y salpimienta. Asa las verduras durante 15-18min, hasta que estén doradas.
  8. Agrega las verduras asadas (pelando los ajos) y el resto de ingredientes, excepto el queso feta, a una procesadora de alimentos. Pulsa unas cuantas veces, pero con cuidado, queremos conservar textura.
  9. Vierta la masa para las albóndigas en un bol y añade el queso feta, rompiéndolo con las manos en trozos pequeños.
  10. Da forma a las albóndigas. Lo puedes hacer con una cuchara y las manos, pero si las quieres con una forma perfecta y de tamaño uniforme, te recomiendo la pinza para hacer albóndigas de kitchen craft. Ten un recipiente de agua al lado y remoja la pinza después de cada albóndiga para evitar que la masa se pegue.
  11. Ahora, antes de freír (o mientras horneas) las albóndigas, te recomiendo preparar la salsa. Ralla el pepino y échalo en un bol con el yogur, la ralladura y el zumo de limón, el sirope, la sal y pimienta. Pica las hierbas finamente e incorpóralas.
  12. Prepara las tortillas. Retira la masa de la nevera y sácala del bol. Córtala en 6 trozos iguales y forma bolas homogéneas poniendo la mano encima, presionando suavemente con la parte posterior de la palma, haciendo movimientos circulares.
  13. Espolvorea la encimera con abundante harina y pon una de las bolas de masa encima. Dale la vuelta, para que quede enharinada de ambos lados. Estira la masa en forma redonda con un rodillo, teniendo cuidado de que haya suficiente harina, para que no se pegue la masa (ya que así se puede deformar). Deben quedar tan finas que estén casi translúcidas (un diámetro de unos 28cm). Repite hasta que todas estén listas.
  14. Calienta una sartén grande a una temperatura media alta. Introduce la tortilla con cuidado. Dale la vuelta cuando empieza a tener manchas marrones (unos 2min) y repite del otro lado. Retira de la sartén y cocina la siguiente. Guarda las tortillas hechas en un paño de cocina limpio y ligeramente húmedo para que se mantengan elásticas.
  15. Ahora toca freír las albóndigas. Calienta una sartén antiadherente con 1 cucharada de aceite a temperatura media-alta.
  16. Pon las albóndigas cuidadosamente, una a una y dales vuelta continuamente para que conserven su forma redonda, hasta que desarrollen una costra dorada.
  17. Prepara un plato con rodajas de aguacate, tomate, pepino y hojas de lechuga (también puedes usar nectarinas o melocotones en vez del tomate, puedes añadir cebolla, etc.)


Ya lo tienes todo a punto para preparar unos wraps deliciosos!

---

 

Autora de la receta: Lenka de Can Caramelo

3 Respuestas

Cris

agosto 26, 2019

A mediados de semana hice la receta de las “albóndigas” con la salsa de yogur y nos encantaron a todos. De la salsa no quedó ni rastro…
¡Muy buena receta!

Belén

agosto 20, 2019

Por los ingredientes que lleva debe de estar delicioso. Los haré seguro. Gracias!!!

María Rosa Simón Moreno

agosto 19, 2019

Me ha encantado, la voy a hacer…

Dejar un comentario


Artículos relacionados

Papillote de salmón
Papillote de salmón

mayo 31, 2020

Hoy, para que ves lo simple y rápida que es la cocina en papillote, traemos una de las recetas más populares o comunes aplicando esta técnica, un papillotte de salmón. Lo hacemos con base de patata y calabacín, y verás que, con cuatro ingredientes básicos y la fuente de horno de cerámica especial para papillotes de Emile Henry, conseguirás que tu familia coma de forma saludable y dejen los platos limpios.
Ver artículo completo
Tarta dulce de chocolate
Tarta dulce de chocolate

mayo 25, 2020 7 Comentarios

Si te gusta el chocolate y tienes ganas de sorprender en casa con una pastel de chocolate de lo más rico en cacao, esta receta es ideal para tí. Se trata de una receta muy simple pero con unos resultados en apariencia y sabor de lo más deliciosos: de base un bizcocho lleno de sabor a cacao, y recubierto con una glasa de chocolate muy fácil de hacer, pero que resulta de lo más vistosa.
Ver artículo completo
¡Recetas en quesera! Descubre otra forma de enamorar en el aperitivo
¡Recetas en quesera! Descubre otra forma de enamorar en el aperitivo

mayo 21, 2020

Emile Henry ha sacado una quesera cerámica preciosa y pensada para traernos muchas alegrías en la mesa. Lo llaman Cheese Baker, y aparte de poder guardar en él los quesos tipo brie o camembert una vez los has abierto, lo que resulta realmente gratificante es aprovecharlo para cocinar tus quesos. Sí, cocinarlos, de forma que obtienes unos quesos derritidos y condimentados deliciosos y en el punto perfecto para dipear o disfrutarlos con un poco de pan.
Ver artículo completo

¡Apúntate y recibe tu libro de recetas gratis!