Te traemos una tarta de limón y chocolate blanco que, con una cobertura de mantequilla y una preciosa decoración en forma de nido de chocolate blanco, queda una auténtica preciosidad para llevar a la mesa el día de Pascua, o el día que quieras hacer una tarta de aniversario.

Se trata de una tarta fácil de hacer, pues no es más que un bizcocho de limón, pero puesto de lo más bonito. La combinación de sabor a limón con el chocolate blanco es siempre un acierto, y se convierte en un bocado de lo más húmedo y fundente cuando lo tomas con esa suave cobertura de mantequilla.

Te animo a preparar este bizcocho en tus celebraciones, verás que dejas a todos enamorados. Y creo que esta receta tiene, además, dos grandes virtudes:

  • Es una mona fácil de hacer y más ligera que las tradicionales monas rellenas.
  • Es una manera estupenda para sacar partido a tu cacerola baja, pues se trata de una excelente demostración de que tus cacerolas antiadherentes son también moldes perfectos: son utensilios aptos para el horno y de hecho, por su construcción, reparten maravillosamente bien el calor por toda la masa, así que puedes usar tu cacerola baja para hornear repostería sin miedo alguno.

¡Vamos con la receta! Felices celebraciones con este bizcocho de limón cubierto de amor.

Cacerola baja con tapa Le Creuset

Ingredientes

Para el pastel

  • 235 g de mantequilla sin sal
  • 235 g de azúcar
  • 1 cdta de esencia de vainilla
  • 1 limón, rallado y exprimido
  • 235 g de harina de repostería
  • 1,5 cdta de levadura en polvo
  • 4 huevos XL
  • 100 g de chocolate blanco, troceado

Para la crema de mantequilla

  • 50 g de mantequilla sin sal
  • 100 g de crema de limón
  • 250 g de azúcar glas
Para el nido
  • 100 g de chocolate blanco
  • 50 g de fideos vermicelli (fideos chinos o de arroz)
  • 100 g de mini huevos de chocolate

Para decorar

  • Virutas de chocolate blanco
  • Ralladura de limón

Espátula grande Le Creuset, espátula cuchara Le Creuset, bol cerámico Le Creuset y mini-cocotte cerámico Le Creuset

Elaboración

Prepara la base de bizcocho de limón:

  1. En tu robot KitchenAid con el accesorio globo, bate juntos la mantequilla, el azúcar y la vainilla hasta obtener una mezcla ligera y esponjosa.
  2. Añade la ralladura y el zumo de limón y vuelve a batir durante 30 segundos; la mezcla se separará, pero es normal.
  3. En un bol, tamiza la harina y la levadura en polvo. Casca un huevo y échalo en la mezcla anterior de limón y mantequilla, acompañado de una cucharada de harina. Bate con fuerza durante unos 20 segundos hasta que estén todos los ingredientes incorporados a la mezcla. Repite con el resto de huevos.
  4. Espolvorea la harina que te queda y bate hasta que esté bien integrada.
  5. Añade el chocolate: Usa una cuchara, para añadir poco a poco el chocolate blanco.
  6. Con mantequilla o spray desmoldante, engrasa ligeramente la cacerola baja Le Creuset antes de echar en su interior la masa de la tarta.
  7. Introduce la cacerola en el horno, precalentado a 190 ºC, y hornea durante 35 - 40 minutos, hasta que al pinchar con un cuchillo en el centro de la tarta este salga limpio. Si la tarta se dora demasiado y no está lo bastante hecha, simplemente tápala con papel de aluminio y vuelve a meterla en el horno el tiempo restante.
  8. Una vez horneada, saca la tarta del horno y deja enfriar por completo con la cacerola colocada sobre una rejilla de enfriar.

Prepara la cobertura de crema de mantequilla:

  1. Para hacer la crema de mantequilla, solo debes introducir todos los ingredientes en un bol o en la KitchenAid y mezclar con el accesorio globo o unas varillas, y batir hasta que obtener una masa ligera y esponjosa.
  2. Reserva en la nevera para que se asiente.

Para hacer el nido comestible

  1. Funde el chocolate blanco en un bol al baño maría, o ve haciéndolo a intervalos cortos en el microondas.
  2. Cuando lo tengas derretido, parte los fideos en trozos de unos 10 cm y echa por encima el chocolate hasta que estén completamente cubiertos.
  3. Forra con papel de film el interior de un cuenco pequeño. Con una cuchara, echa los fideos en el cuenco, extendiéndolos bien por los lados hasta crear la forma de un nido, y asegurándote de que queda un hueco en el centro para poner los huevos. Mete en la nevera hasta que se enfríe.

Nota: Si quieres hacer un nido sin fideos, liso completamente, puedes hinchar un globo y extender el chocolate en todo el extremo inferior, haciendo que la parte que formas de chocolate tiene forma de cuenco. Dejas enfriar el chocolate y cuando esté frío pinchas el globo, quedándote así un cuenco nido de chocolate perfecto.

Montaje de la tarta:

  1. Cuando la tarta esté horneada y lista para montar, extiende la crema de mantequilla y limón por la parte superior del bizcocho, alisando con una espátula.
  2. Espolvorea todo el borde de la tarta con virutas de chocolate y ralladura de limón.
  3. Saca el nido del bol donde lo has enfriado y quítale el papel de film. Coloca el nido en el centro de la tarta y termina colocando en su interior los minihuevos de chocolate.

Nota: Asegúrate de que el bizcocho está completamente frío antes de decorarlo, o mantequilla y nido se derritirán o perderán consistencia. Tardará al menos un par de horas en perder el calor completamente, así que hornea el bizcocho con un poco de antelación.

Cacerola baja con tapa Le Creuset

Autor de la receta: Le Creuset

Dejar un comentario