La panna cotta (que no es más que "nata cocida" en italiano), es típico del Piamonte italiano. Es uno de esos postres que siempre van bien y que suelen gustar a todo el mundo. 

Una de las ventajas que tiene es que no necesita horno, un cazo y un poco de calor hacen maravillas en este postre que tiene mil y una versiones. Su textura es parecida a la del flan, pero aquí no usamos huevos ni horno como os he dicho antes, así que el proceso de elaboración se simplifica bastante. 

Hoy vamos a preparar panna cotta de vainilla, y vamos a servirla acompañada de una salsa de fresas aprovechando que aún las tenemos en temporada. Además de darle un sabor increíble al postres, le aportan un color precioso, así que nos tenemos que aprovechar. 

La panna cotta se mantiene perfecta durante un par días en la nevera si los tapas bien, así que puedes prepararlas cuando tengas un hueco y disfrutar de ellas cuando más te apetezca. 

 

Cazo de hierro Le Creuset, cuchillo de acero damasco Miyabi y mini cocottes cerámicas Le Creuset

 

Ingredientes

  • 1/2 litro de nata líquida
  • 60 g de azúcar
  • 1 cucharadita de extracto puro de vainilla
  • 4 hojas de gelatina

Para la salsa de fresas:

  • 300 g de fresas trituradas
  • 60 g de azúcar glas

 

Preparación

  1. En un bol poner a hidratar las hojas de gelatina en agua fría. Reservar 5 minutos.
  2. En un cazo Le Creuset poner la nata, el azúcar y la vainilla, y calentar a fuego medio hasta que esté caliente y el azúcar se haya disuelto. No es necesario que llegue a hervir. 
  3. Cuando la nata esté bien caliente, apartar del fuego. Añadir las hojas de gelatina bien escurridas de agua y mover hasta que se disuelvan en la nata. 
  4. Volcar la preparación sobre las mini cocottes Le Creuset, y dejar enfriar en la nevera durante al menos 2 horas. 
  5. Mientras tanto, picar las fresas y triturarlas. Pasar por un colador fino y añadir el azúcar glas tamizado. Con ayuda de unas varillas, mezclar bien. Reservar en la nevera. 
  6. Cuando la panna cotta haya cuajado y tenga buena consistencia, servir con unas fresas enteras y la salsa de fresas por encima. ¡Delicioso sabor a primavera!

 

Cazo de hierro Le Creuset y mini cocottes cerámicas Le Creuset

 

Autora de la receta: Lola de Loleta Life, Market & Cooking
Claudia Ferrer

Comentarios

MONICA M. dijo:

Annie, puedes usar agar agar como gelificante natural. Se vende en povo o en copos y es un alga. Lo que hay que ir probando la cantidad, porque es más cara pero suele bastar con menos cantidad. Yo también probaré a hacerla en cuanto pueda. Saludos.

Annie dijo:

Me parece una receta muy apetitosa y vistosa, pero el tema de la gelatina no me convence, me parece mucha química.
No habría otra fórmula para obtener el mismo resultado?
Gracias.

Dejar un comentario