Corn bread (pan de maiz) con calabacín

enero 10, 2014

El corn bread es una variedad de pan tradicional de Estados Unidos muy fácil de preparar. Como últimamente mucha gente me pide recetas de pan de todo tipo, ya sea para hacer con la panificadora,con el horno de pan Emile Henry o recetas distintas que resulten fáciles, he pensado que os puede interesar esta receta.

Para hacer corn bread no necesitamos más que ganas, dado que es sólo cuestión de mezclar los ingredientes y meter la masa en el horno. Veréis que no hace falta dejar reposar la masa, por lo que resulta muy rápido de preparar.

 

 

Hay infinidad de recetas y variaciones de corn bread, tanto dulces como saladas. En esta ocasión le añadimos calabacín que le da color y textura al pan y un poco de ajo y parmesano para hacerlo todavía más delicioso. Se puede cocinar en unas mini cocottes Le Creuset para una presentación original o en cualquier recipiente para el horno, como una bandeja cerámica o incluso una cocotteo una sartén de hierro.

 

Ingredientes

para 4 personas (4 mini cocottes)

  • 115gr de mantequilla
  • 1 diente de ajo picado
  • 125ml de suero de leche (más información aquí)
  • 2 huevos
  • 225gr de harina de maíz amarilla (no confundir con maizena que es almidón de maiz, podemos usar harina de maíz para polenta por ejemplo de la marca PAN)
  • 1 cucharadita de bicarbonato sódico  
  • 1 cucharadita de levadura Royal
  • ¼ de cucharadita de sal   
  • ½ cucharadita de pimienta negra 
  • Medio calabacín cortado en dados pequeños   
  • 4 cucharadas de queso parmesano rallado

 

Preparación

  1. Derretimos la mantequilla y le añadimos el ajo picado. Untamos generosamente con esta mezcla la parte interior de las mini-cocottes para que tengan una bonita corteza dorada.
  2. Batimos el suero de leche y los huevos y le añadimos la mantequilla que ha quedado tras untar las mini-cocottes.
  3. Mezclamos la harina de maíz, el bicarbonato sódico, la levadura, la sal y la pimienta en un recipiente. Añadimos la mezcla de leche con los huevos y lo mezclamos bien. Añadimos dos terceras partes del calabacín que hemos cortado a dados pequeños y repartimos la masa entre las cuatro mini cocottes.
  4. Espolvoreamos una cucharada de queso parmesano sobre cada una de las cocottes y las decoramos con los dados de calabacín restantes.
  5. Ponemos las mini cocottes (sin la tapa) en el horno precalentado a 170ºC durante 20 minutos hasta que el pan esté dorado y firme al tacto. No debemos dejar cocer demasiado el pan o nos quedará muy seco. Podemos pinchar el pan con un palillo y si sale seco, el pan está hecho.    

Dejar un comentario


Artículos relacionados

Papillote de salmón
Papillote de salmón

mayo 31, 2020

Hoy, para que ves lo simple y rápida que es la cocina en papillote, traemos una de las recetas más populares o comunes aplicando esta técnica, un papillotte de salmón. Lo hacemos con base de patata y calabacín, y verás que, con cuatro ingredientes básicos y la fuente de horno de cerámica especial para papillotes de Emile Henry, conseguirás que tu familia coma de forma saludable y dejen los platos limpios.
Ver artículo completo
Tarta dulce de chocolate
Tarta dulce de chocolate

mayo 25, 2020 7 Comentarios

Si te gusta el chocolate y tienes ganas de sorprender en casa con una pastel de chocolate de lo más rico en cacao, esta receta es ideal para tí. Se trata de una receta muy simple pero con unos resultados en apariencia y sabor de lo más deliciosos: de base un bizcocho lleno de sabor a cacao, y recubierto con una glasa de chocolate muy fácil de hacer, pero que resulta de lo más vistosa.
Ver artículo completo
¡Recetas en quesera! Descubre otra forma de enamorar en el aperitivo
¡Recetas en quesera! Descubre otra forma de enamorar en el aperitivo

mayo 21, 2020

Emile Henry ha sacado una quesera cerámica preciosa y pensada para traernos muchas alegrías en la mesa. Lo llaman Cheese Baker, y aparte de poder guardar en él los quesos tipo brie o camembert una vez los has abierto, lo que resulta realmente gratificante es aprovecharlo para cocinar tus quesos. Sí, cocinarlos, de forma que obtienes unos quesos derritidos y condimentados deliciosos y en el punto perfecto para dipear o disfrutarlos con un poco de pan.
Ver artículo completo

¡Apúntate y recibe tu libro de recetas gratis!